Prasium marrubium

Sinónimos

rasium marrubium
Malcubio, malva del sapo, malvarrubina, marrubio blanco, mata ceniza. Baja California Norte: “melcupis”; Estado de México: tzopiloshihuitl; Michoacán: k’ameri, vitsacua, vitzacua; Puebla: kathuchjeekunia (popoloca).

Partes Utilizadas

La materia médica son las sumidades floridas secas. Presentan un sabor amargo, ligeramente picante. De acuerdo con la Farmacopea Herbal Británica, la droga debe contener no menos del 15% de extractivo soluble en agua (BHP, 1996). Según la Farmacopea Austríaca (1983) la droga debe contener un índice de amargor no menor a 3.000

Descripción Botánica

Es una planta que dura más de 1 año, y mide de 30 a 90 cm de altura, está generalmente cubierta con un vello espeso y blanquecino, tiene tallos cuadrados. Las hojas son opuestas, de color verde a veces con la superficie blanquecina, redondas, rugosas y onduladas. Con muchas flores blancas y pequeñas, que se encuentran en concentraciones glomerulares en la unión de la hoja con el tallo, la flor tiene forma tubulosa. Los frutos son cuatro pequeñas nueces lisas.

Composición Química:

Marrubium vulgare contiene un aceite esencial rico en monoterpenos, de los que se han identificado el camfeno, para-cimeno, fencheno, limoneno, alfa-pineno, sabineno y alfa-terpinoleno.
En la hoja se han detectado los flavonoides apigenina y varios ésteres glicosídicos, lactato-glicosídicos y cumarín-glicosiol crisoeriol, luteolín y derivados lactato-glicosídicos, vicenín 2 y vitexina.

Uso

Sistema respiratorio: el marrubio es un tónico estimulante, expectorante, balsámico, fluidificante bronquial y diurético. Se usa en la preparación de tisanas pectorales.
• Sistema digestivo: por su carácter amargo, se emplea como tónico estomacal y estimulante de la función hepática y de la secreción biliar.

Indicado para inapetencia, dispepsias hiposecretoras, disquinesias hepatobiliares. Bronquitis, asma, resfriados, gripe, estados en los que se requiera un aumento de la diuresis: afecciones genitourinarias (cistitis, ureteritis, uretritis, pielonefritis, oliguria, urolitiasis), hiperazotemia, hiperuricemia, hipertensión arterial, edemas, retención de líquidos.

Sistema respiratorio: es un tónico estimulante, expectorante, balsámico, fluidificante bronquial y diurético. Se usa en la preparación de tisanas pectorales.

Dosis

Extracto fluido: 25 a 50 gotas en agua o jugo de frutas, dos o tres veces al día.

Tintura: 50 a 100 gotas en agua o jugos dos o tres veces al día.

Cápsula (10 mg): De 1 a 4 cápsulas al día

Usos etnomedicinales

Se emplea comúnmente para tratar la bilis. Una taza del té preparado con las ramas y tomado en ayunas es el remedio usual para controlarla en el Estado de México, Michoacán y Puebla. Se bebe la infusión de las hojas, tomada antes de dormir; también puede prepararse una infusión con las yemas de la planta y las de azomiate (Senecio salignus) para beberla como agua de uso.

Otros padecimientos de tipo digestivo en los que se utiliza esta planta son la disentería, el empacho, el dolor de estómago y para la muina. Se dice que actúa como purgante, antigastrálgica, y para expulsar los parásitos intestinales.. Generalmente se emplean las ramas con hojas y en muchas ocasiones con flores, con las que se prepara una decocción o una infusión.

Dependiendo del padecimiento es la forma en que se usa esta especie. Para atender las reumas se toma la planta completa y se la pone en aceite, al poco tiempo se unta en la parte afectada. Para los asustados, se aprovechan las ramas frescas de Prasium marrubium y las de pirul (Schinus molle), y con ellas se “barre” a la persona en cruz y se “varea su sombra” a las 12 del día frente a una velita encendida rezando cuatro credos. Para controlar ladiabetes, se toma solamente en té.

Su uso se extiende a diversos grupos de padecimientos. En vías respiratorias se aprovecha para tratar la tos, bronquitis, asma, afecciones pulmonares, de la garganta y gripes.

En alteraciones de la piel se aplica en manchas, sarna, granos, heridas, hongos, caspa y en casos de caída del cabello. Para esta última se hace una cocción con ramas de malva rubia y ya lavado el cabello, se enjuaga con este líquido durante veintiún días.

En padecimientos de la mujer, es usada en baños para después del parto, “recaída de señoras”, cólicos o dolor de regla y para mitigar dolores (frialdad) en el postparto. La mayoría de las parteras que practican su trabajo en el país, se encargan de cuidar a la mujer desde el momento del parto, contra las “enfermedades del frío”. En el momento de la expulsión del niño o de la placenta, se coloca entre las piernas de la parturienta, no sólo para asistirla sino para cubrirla con su cuerpo y evitar que se “ventee”, y que pueda recibir “aires”. Después del parto la mujer es lavada con plantas de calidad “cordial” o templada, como Prasium marrubium.

También se refieren otros atributos medicinales como favorecer la disminución de peso, fortalecer el cuerpo, bajar la temperatura, para tratar la frialdad, la hernia, padecimentos del corazón, cáncer, renopatías,torceduras, para limpiar la sangre, en casos de tiricia, tifo y nervios.

Calidad de la planta: algunos autores opinan que es cordial, otros la consideran templada.

Contraindicaciones

No se tienen informes de reacciones adversas a la malva rubia como inductor de la menstruación, pero sería prudente que las mujeres embarazadas lo eviten.

Para personas sanas, no embarazadas, que no estén amamantando y no padezcan cardiopatías, se considera relativamente seguro en cantidades típicamente recomendadas. Si produce molestias menores, como malestar estomacal o diarrea, use menos o deje de usarlo.

Consejos

Para despejar las vías respiratorias o corregir la escasez de bilis; Se hierve 1 litro de agua y luego se agregan unas cuantas flores. Posteriormente, se deja descansar por quince minutos. Transcurrido el tiempo, se filtra y, sin añadir azúcar, se toma un par de tazas durante el día. Puede ser caliente o frío.

Cuando la persona tiene disfonía, resfriado o inflamación en los bronquios, es mejor que cocine las hojas del marrubio en 1 taza de agua por diez minutos. Al acabar se filtra y se agrega ¼ de cucharada de miel. Debe beberse frío en varias oportunidades durante el día.

Historia

El médico romano Galeno fue el primero en recomendar malva rubia para tos y problemas respiratorios; desde entonces se usa como expectorante.

La abadesa alemana Hidegard de Bingen la consideraba una de las mejores plantas para el resfriado.

El inglés Jhon Gerard, escribió: “El jarabe elaborado con sus frescas hojas verdes y azúcar, es un remedio de lo más singular contra la tos y resuello de los pulmones”.

El herbolario inglés del siglo XVII, Nicholas Culpeper, escribió que además de curar “a quienes han tomado veneno… una decocción de la hierba seca con miel es un remedio para quienes tiene resuello, tos o han caído en consunción… Ayuda a explusar las flemas duras del pecho”.

Curiosidades

Se usó por primera vez en medicina en la Roma antigua, como uno de los componentes de los multiingredientes (e ineficaces) antídotos contra veneno conocidos como triaca. Los europeos de la Edad Media generalizaron este uso y concluyeron que la hierba proporcionaba protección contra los hechizos de las brujas.

Otros usos

El baño con malva rubia se recomienda: para tratar afecciones de la piel como piel irritada, edenas, salpullido, etc.

Hierva en seis litros de agua 1 kg de ramos de malva rubia con hojas, tallos y flores. Hierva durante 5 minutos, cuele y agregue esta agua a la bañera lista.

Resumen
Fecha
Título de la nota
La malva rubia, planta para bronquios
Calificación del autor
51star1star1star1star1star