Nombre científico:

Rosmarinus officinalis

Partes utilizadas:

Flores y hojas.

Descripción botánica

Arbusto leñoso de hasta un metro de altura, de la familia de las labiadas. Sus hojas estrechas y alargadas son de color verde oscuro por encima y se encuentran cubiertas de una pelusilla plateada por el envés. Las flores son pequeñas y de color azul o violeta claro. Toda la planta desprende un agradable aroma alcanforado.

Propio de las regiones secas y cálidas del sur de Europa. Prefiere las tierras calcáreas, y suele acompañar a las encinas y matorrales.

Composición química

El romero se caracteriza por la presencia de un aceite esencial obtenido de sus ramas rico en los monoterpenos 1-8-cineol, acetato de bornilo, alcanfor, alfa- y beta-pineno, linalol, alfa-terpineol, nerol, geraniol, eugenol, nerolidol, limoneno, verbenol, mirceno y beta-cariofileno; además de los compuestos 3-octanona, 3-octanol y trans-hexenol; los triterpenos, alfa- y beta-amirina, betulina y ácido betulínico y los ácidos ursólico y oleanólico; los flavonoides luteolina, apigenina, diosmetina, genkwanina e ispidulina y los componentes fenólicos: ácidos rosmarínico, labiático, clorogénico, caféico, vainillina, alcohol benzílico y alcohol fenil-etílico y el alcaloide rosmaricina.

Usos

Es muy útil para aliviar la inflamación. Fortalece los capilares débiles y estimula la circulación sanguínea.

Reduce las molestias intestinales.

Estimula la memoria y el aprendizaje.

Combate las bacterias.

Alivia el dolor de cabeza.

Cuida el hígado.

Mejora los trastornos del sistema circulatorio (flebitis, trombosis, varices, etc).

Se utiliza para la anemia.

Es de ayuda para la depresión.

Evita o reduce la caída del cabello y la alopecia.

Combate el agotamiento físico y mental

Tonificante: es su acción más importante. Los convalecientes, agotados, depresivos, e incluso ancianos, encontraran en sus infusiones un estupendo tónico que les devolverá la vitalidad perdida, al igual que lo hizo la reina de Hungría.

Los baños con infusión o decocción, y las fricciones con alcohol o con esencia de romero, tienen un interesante efecto estimulante en caso de hipotensión o de agotamiento físico.

Diurético y antiespasmódico: muy indicado para los cólicos renales para cuando se trata de expulsar el cálculo.

Digestivo: sus propiedades colagogas (estimulación de la secreción biliar), de protector y regenerados hepático, y carminativas (eliminación de los gases intestinales), hacen que, tomado después de las comidas, facilite notablemente la digestión.

Sin embargo, quizá sean sus aplicaciones externas las más conocidas de todas por su gran eficacia:

Vulnerario y antirreumático: tiene una marcad acción antiinflamatoria, que lo hace ideal para friccionar sobre esguinces (torceduras), edemas, así como dolores musculares y reumáticos. Se aplica en fricciones (con alcohol de romero con su esencia). Estos últimos son muy eficaces para relajar la musculatura de la espalada y calmar los dolores de la región cervical, dorsal o lumbar.

Cicatrizante y antiséptico: Estimula la cicatrización de las heridas, ulceras de la piel y eccemas. Aplicado en forma de gargarismos, cura las aftas bucales (llagas de la boca).

Con el aceite esencial que se extrae directamente de las hojas, se prepara alcohol de romero, que se utiliza para prevenir las úlceras. También se emplea para tratar dolores reumáticos y lumbalgias.

También en forma de té. El sabor no es muy agradable al paladar por ser una hierba amarga. Se utiliza en fricciones como estimulante del cuero cabelludo (alopecia).

La infusión de hojas de romero alivia la tos y es buena para el hígado y para atajar los espasmos intestinales. Debe tomarse antes o después de las comidas.

El humo de romero sirve como tratamiento para el asma.

El alcanfor de romero tiene efecto hipertensor (sube la tensión) y tonifica la circulación sanguínea.

Por sus propiedades antisépticas, se puede aplicar por decocción sobre llagas y heridas como cicatrizante.

Dosis

Uso interno

1. Infusión o decocción: 20-40 g de sumidades floridas u hojas de romero por litro de agua. Pueden tomarse 2 o 3 tazas diarias.

2. Esencia: la dosis normal son 3-4 gotas, 3 veces al dia.

Uso externo

3. Baños y lavados con una infusión o decocción concentrada, 80-100 gr por litro de agua. Dejar reposar 20 minutos y filtrar. Esta decocción se puede aplicar directamente sobre la zona inflamada, o bien verter sobre el agua de la bañera para tomar un baño tonificante

4. Gargarismo con la infusión concentrada.

5. Fricciones con alcohol de romero: para prepararlo se machaca en un mortero, un puñado de hojas verdes de romero. Una vez machacadas las hojas, se echan en un recipiente con cierre hermético que contenga 100-150 ml de alcohol etílico. Dejar reposar 3 días y filtrar después.

Se aplica en fricciones, sobre la zona dolorida con un paño de algodón.

6. Fricciones con esencia diluida en alcohol o aceite, a razón de 1-5 ml por cada 100ml.

7. Fomentos y compresas calientes con la infusión concentrada o con agua caliente a la que se añaden 15 a 20 gotas de esencia por litro de agua.

Usos etnomedicinales

Los usos medicinales más socorridos para esta planta incluyen varios trastornos del aparato digestivo como dolor de estómago, indigestión, vesícula biliar, úlcera, diarrea, corajes, gastritis, colitis, gases, apéndice y como desinflamatoria del estómago.

Para desórdenes ginecológicos, en Oaxaca, se hace uso del romero para la retención de la placenta y hacer lavados después del parto. En la zona centro del país, Hidalgo, Michoacán, Morelos y Puebla, se utiliza contra la infección vaginal, para propiciar la fertilidad de la mujer, en baños de parturientas, para evitar el aborto y aliviar el flujo vaginal.

Se le emplea en problemas de la piel, para cicatrizar heridas, aftas, sarampión; evita la caída de pelo, sirve para lavar el cabello y contra la caspa. Además, aplicada, se usa en dolores musculares, de espalda, caderas, huesos, por golpes, reumas e inflamación de articulaciones y artritis.

También se utiliza en enfermedades respiratorias como catarro, anginas, resfriado, bronquitis, tosferina y tos.

En cuanto a sus diversas formas de preparación, son las ramas en cocimiento las partes de la planta más utilizadas.

Para la recuperación del parto se emplean, ramas de romero, ruda, Santa María, marrubio, epazote de zorrillo, tepozán y huele de noche (spp. n/r), se da un vaso de este té a las señoras; o bien en lavados vaginales. Para promover la concepción, se utilizan la raíz de tlacopatli (Aristolochia argentea), ramas de romero y salve real (L.ippia alba). En baño de mujeres de parto reciente, se emplean las hojas solas o bien se hacen ramos junto con plantas de azomiate (Senecio salfgnus), pirú (Schinus molle), ruda (Ruta chalapensis), marrubio (Marrubium vulgare), calanca (Chrysanthemum mexicana) y alsipia (Salvia macrostema). Cuando hay dolor de cadera se emplean los tallos y hojas molidas, y se colocan a manera de cataplasma.

Contraindicaciones

Las cantidades alimenticias de romero no son ningún peligro, pero incluso pequeñas cantidades de su aceite pueden causar irritación en el estómago, los riñones o los intestinos. Cantidades mayores pueden provocar envenenamiento.

El romero está incluido en la lista de hierbas consideradas generalmente seguras del Ministerio de Alimentos y Medicinas. Para personas sanas, no embarazadas, que no estén amamantando, se considera seguro en las cantidades típicamente recomendadas.

El romero debe usarse en cantidades medicinales sólo bajo control médico. Si produce molestias menores, como malestar estomacal o diarrea, use menos o suspéndalo. Informe a su médico sobre cualquier efecto desagradable o si los síntomas contra los que lo usa no mejoran de modo significativo en dos semanas.

Historia

Los usos medicinales más socorridos para esta planta incluyen varios trastornos del aparato digestivo como dolor de estómago, indigestión, vesícula biliar, úlcera, diarrea, corajes, gastritis, colitis, gases, apéndice y como desinflamatoria del estómago.

Para desórdenes ginecológicos, en Oaxaca, se hace uso del romero para la retención de la placenta y hacer lavados después del parto. En la zona centro del país, Hidalgo, Michoacán, Morelos y Puebla, se utiliza contra la infección vaginal, para propiciar la fertilidad de la mujer, en baños de parturientas, para evitar el aborto y aliviar el flujo vaginal.

Se le emplea en problemas de la piel, para cicatrizar heridas, aftas, sarampión; evita la caída de pelo, sirve para lavar el cabello y contra la caspa. Además, aplicada, se usa en dolores musculares, de espalda, caderas, huesos, por golpes, reumas e inflamación de articulaciones y artritis.

También se utiliza en enfermedades respiratorias como catarro, anginas, resfriado, bronquitis, tosferina y tos.

En cuanto a sus diversas formas de preparación, son las ramas en cocimiento las partes de la planta más utilizadas.

Para la recuperación del parto se emplean, ramas de romero, ruda, Santa María, marrubio, epazote de zorrillo, tepozán y huele de noche (spp. n/r), se da un vaso de este té a las señoras; o bien en lavados vaginales. Para promover la concepción, se utilizan la raíz de tlacopatli (Aristolochia argentea), ramas de romero y salve real (L.ippia alba). En baño de mujeres de parto reciente, se emplean las hojas solas o bien se hacen ramos junto con plantas de azomiate (Senecio salfgnus), pirú (Schinus molle), ruda (Ruta chalapensis), marrubio (Marrubium vulgare), calanca (Chrysanthemum mexicana) y alsipia (Salvia macrostema). Cuando hay dolor de cadera se emplean los tallos y hojas molidas, y se colocan a manera de cataplasma.

Curiosidades

Los antiguos habían dado al romero el nombre de hierba de las coronas porque se entrelazaba en éstas con el mirto y el laurel. En algunos países, se coloca aún una ramita de romero en manos de los difuntos o se planta sobre su tumba.

En el lenguaje de las flores, el romero es símbolo de la buena fe y la franqueza.

En Europa en la Edad Media circulaba un tratadillo sobre las virtudes del romero, atribuido a varios autores (por ejemplo Arnaldo de Villanova), que contenía varias recetas para mantener la salud. El romero es uno de los ingredientes en la receta del bálsamo de Fierabrás de Don Quijote (I: XVII).

En Andalucía, donde esta planta es muy popular, se dice que el romero prestó asilo a la Virgen María en su huida a Egipto (en vez de atribuirlo al enebro como en otras partes) y que trae suerte a las familias que perfuman con él su casa en Nochebuena

Otros usos

Florece dos veces al año, en primavera y en otoño. Es de uso frecuente en jardines.

Se le aprecia mucho dada su cualidad como conservador, su acción antiséptica y antioxidante evitan el desarrollo de las bacterias que causan al descomposición de los alimentos, y que las grasas de las carnes se oxiden y enrancien.

Escucha nuestro podcast

#FrasedelDía

Hombre sentado en flor de loto, con los ojos cerrados, cielo azul, con frase: "La buena salud y el buen juicio son dos de las más grandes bendiciones de la vida"
Publilius Syrus
“La buena salud y el buen juicio son dos de las más grandes bendiciones de la vida”
Publilius Syrus
Resumen
Fecha
Título de la nota
Estimula la memoria y aprendizaje con Romero
Calificación del autor
51star1star1star1star1star