Ambrosía

La Ambrosía  es empleada en trastornos digestivos, ocupando las hojas molidas, por vía local para la bilis, o el cocimiento de las hojas o de toda la planta, por vía oral, como antigastrálgico, para remediar la falta de apetito y contra parásitos intestinales o lombrices.

Por otro lado, las hojas frotadas se usan contra el dolor de cuerpo; para aliviar granos de la cara (originados por intoxicación, calor o polvo), se aplica una masa elaborada con ésta y otras plantas; en mezquinos, se untan las hojas machacadas con alcohol; cuando hay dolor de pecho (pulmón) (si esta parte se siente caliente por exceso de trabajo o por un golpe), se aplican las hojas machacadas con alcohol; y para curar el dolor de cabeza, se unta ésta con la tintura alcohólica de las hojas.

Se recurre al uso de las hojas o ramas, para tratar los trastornos menstruales, la inflamación de los pies y los mareos.

(más…)

Amiotrofia

Es una enfermedad muscular que se caracteriza por la debilidad muscular progresiva. Se produce cuando una proteína importante para el metabolismo muscular deja de estar presente en el organismo o lo está de forma insuficiente, como ocurre, por ejemplo, con la distrofina. Si falta, afecta de tal forma a la estructura de la fibra muscular que esta sucumbe. Esto ocurre con cualquier distrofina asociada estrechamente con interacción. Dado que la deficiencia de esta proteína es un factor hereditario, la atrofia muscular se considera una enfermedad hereditaria. (más…)

Dependencia farmacológica

La dependencia a los medicamentos consiste en una dependencia física que se traduce en una necesidad imperiosa de consumirlos para sentir placer o aliviar un dolor. Lo que marca que existe una adicción a un medicamento es el uso que se hace de él, con una pérdida de control: consumo de manera compulsiva, sean cuales sean las consecuencias, aunque ello comporte sufrimiento psíquico o incluso físico.

(más…)

1 18 19 20 21 22 67