Edema

Un edema es la inflamación o hinchazón causada por la retención de líquido. Una acumulación excesiva de líquido en las células que puede darse en distintas zonas del cuerpo. Los edemas en tobillos, piernas, pies y manos son los más comunes.

Si hay una retención de líquidos esto afecta a los capilares que pueden aumentar la presión en la zona por lo que se produce lo que hemos definido como edema y cuyas causas para dicha retención pueden ser:

La inactividad física. La aparición de edemas es más frecuente en personas que apenas realizan actividad física.

Aumento de peso: El aumento de peso se relaciona con la mayor incidencia de edemas.

El vinagre de sidra de manzana es un remedio casero muy antiguo cuyos registros de uso medicinal se remontan al antiguo Egipto y en lo que respecta al tratamiento natural de los edemas es muy efectivo, ayudando a eliminar el exceso de líquido en las células del cuerpo. Tomar una cucharadita de vinagre en medio vaso de agua tibia, endulzar con miel y beber dos veces al día, lejos de las comidas principales.

Diente de león: Es una de las plantas que tiene más poder para eliminar agua sobrante del organismo. Muy útil para deshinchar el organismo en general.

Endivia: La endivia actúa sobre el hígado y ayuda a mejorar la insuficiencia hepática responsable muchas veces de la retención de líquidos en el estómago. Por otra parte las propiedades diuréticas del ácido chicorésico estimulan la función renal, y hacen que esta planta sea adecuada en otras enfermedades que proucen retención de líquidos.

Escucha nuestro podcast

Guardar